martes, 22 de abril de 2014

Thierry Font, avec le sourire

Esta es una entrada en mi blog que nunca hubiera querido escribir, y sin embargo no puedo dejar de hacerlo. Se ha ido un grande del bonsai, una gran persona y un amigo. Tuve el placer durante 6 años de coincidir prácticamente cada més con él en el trabajo durante una semana. Puedo decir que todos los que trabajábamos con él esperábamos con ansias el día que él aparecía por allí por que era difícil que no te recibiera con una sonrisa. A pesar de los problemas todo para él era optimismo y alegría. Avec le sourire. Thierry Font era una persona tímida para los que no le conocían pero en las distancias cortas era una placer estar junto a él. Y no sólo por lo que podías aprender sobre bonsai.
Junto a él y Josep Mª Miquel he podido aprender mucho sobre éste maravilloso mundo y no sólo cuando hablábamos de bonsai. Thierry es un artísta reconvertido al mundo del bonsai y afortunadamente nos quedan sus grandes árboles, que seguro estarán a buen cuidado y sobre todo nos queda a los que hemos tenido el placer de conocerlo nos quedan grandísimos y dulces recuerdos.

Descanse en paz Thierry y seguro que por allí arriba te esperan con los brazos abiertos al igual que te esperábamos los amigos.






lunes, 21 de abril de 2014

Taller con Salvador De Los Reyes

Estamos de enhorabuena los aficionados de la Región de Murcia pues el próximo sábado 24 de mayo tenemos la visita de un superclase del bonsai en Cartagena. Salvador De Los Reyes. Todo un artista en el trabajo de la madera seca y con una visión muy especial sobre el bonsai. Sin duda el autor del mejor blog sobre bonsai en nuestra lengua. ¿Que aún no le conoceis? Imposible pero aqui tenéis el enlace a su blog.

El sábado 24 un grupo de máximo 8 tendrá la oportunidad de disfrutar de primera mano de los conocimientos de Salvador. El horario será de 9:00 a 14:00 y después de comer quien quiera podrá continuar trabajando los árboles con él. Constará de trabajo práctico y charla-coloquio sobre cultivo. Además, si hay demanda se podría ver de organizar un grupo de trabajo para el domingo 25.  El precio del taller es de sólo 40€ y recordar, plazas limitadas. Para información y reservas contactar conmigo:

Sergio Martínez
ramavi12@yahoo.es
660 830 377 (También whatsapp)

Algunos de los trabajos de Salvador,...

http://bonsallal1.blogspot.com.es/

No os lo perdáis!!




jueves, 17 de abril de 2014

Trabajando la madera



En los últimos años el bonsái ha vivido una especial revolución gracias al trabajo de grandes maestros como Masahiko Kimura que han marcado tendencias al combinar de manera armónica la parte viva del árbol con la madera muerta con resultados espectaculares. Voy a intentar mostrar en éste artículo como trabajar con éxito la madera de vuestros bonsáis. Son pequeños apuntes sobre las distintas técnicas a utilizar apoyados por ejemplos gráficos y video. No perdáis detalle.

En el trabajo de la madera muerta, como casi en todo en bonsái existen diversas escuelas con demasiadas críticas recíprocas. Las hay que basan su trabajo en herramientas mecánicas y las hay que prefieren trabajar casi exclusivamente de una manera más artesanal a base de gubias, martillo y cepillo.  Son muchas las técnicas y herramientas que podemos tener a nuestro alcance y es bueno conocerlas todas y poder aplicar la adecuada en según qué trabajo. Lo más importante es conseguir un buen equilibrio entre la parte viva y la muerta y sobre todo transmitir dramatismo y  naturalidad en nuestros trabajos.

Es impresionante el acabado que adquiere la madera de manera natural con el paso de los años y la exposicion a las inclemencias meteorológicas. Abajo el ejemplo en un almendro. Nuestro objetivo no debe ser otro que el de tratar de imitar el trabajo de la naturaleza.


Pero antes de conocer las herramientas y técnicas es más importante saber que es lo que no debemos hacer nunca al trabajar la madera:







·         La madera muerta debe guardar un equilibrio con la parte viva y con el conjunto del bonsái.
·         Nuestros trabajos deben transmitir naturalidad. El resultado final debe parecer fruto del desgaste del sol, lluvia, viento, frio, calor y sobre todo del paso de los años.
·         Debemos evitar trazos simétricos o demasiado lisos. Debe ser un trabajo desordenadamente ordenado.
·         Hay que estudiar el movimiento natural de las vetas y no ir encontra de ese movimiento. Los resultados serían catastróficos.
·         No debemos descuidar la madera una vez trabajada. Hay que limpiarla y protegerla cada temporada. Sobre todo las maderas más blandas

Principales técnicas:

A base de gubia, cincel y martillo.


Ésta técnica consiste en ir desgajando la madera progresivamente siguiendo las vetas consiguiendo un acabado muy natural. Con la gubia, cincel y la ayuda de un martillo se va rompiendo la madera por aquellas zonas que queremos reducir y con la ayuda de unas tenazas se van arrancando los trozos de madera. Nos podemos ayudar en ésta técnica de tijeras cóncavas. El principal inconveniente de ésta técnica es que las raíces pueden verse dañadas en el proceso al transmitir tantos golpes y tirones al bonsai. El tronco debe estar firmemente sujeto. Además, ésta técnica no permite al artista grandes detalles de definición.

Amoladoras y Fresadoras



Una técnica bastante impopular entre los más puristas del bonsái ya que es difícil dominar ésta técnica para conseguir resultados casi naturales. Existen multitud de fresas, brocas y discos en el mercado a nuestro alcance según el nivel de definición que queramos alcanzar. Es una técnica con la que se pueden llegar a alcanzar resultados tremendamente espectaculares en muy poco tiempo pero debemos trabajar con la mentalidad de imitar a la naturaleza y dejarnos llevar por la dureza, textura y movimiento de la madera que estamos trabajando. Es una técnica especialmente indicada para pequeños trabajos de madera en los que es muy importante alcanzar gran nivel de detalle en muy poco espacio. Pero tambien en trabajos de mayor entidad siempre y cuando se trabaje correctamente. Lo ideal es comenzar con herramientas con mayor capacidad de desvaste e ir bajando progresivamente hasta terminar con un buen cepillados.
VER VIDEO:






Definición y limpieza de la madera

Sea cual sea la técnica que empleemos el paso siguiente siempre debe ser el mismo. Hay que eliminar las imperfecciones de nuestro trabajo a base de una buena sesión de cepillado, pudiendo ser éste a base de un cepillo manual o acoplado a herramientas eléctricas. Es siempre recomendable ir pulverizando con agua las zonas a cepillar. Los resultados serán mucho mejores que si lo hacemos en seco. Hay quien utiliza agua enjabonada pero yo prefiero hacerlo con agua solamente.

También puede utilizarse fuego mediante un soplete para ir eliminando fibras y restos de madera podrida en aquellas zonas en las que es dificil llegar con el cepillo.


Posiblemente el cepillado sea la técnica más a nuestro alcance pero tenemos que tener presente que existen otras técnicas de limpieza y mantenimiento de la madera con resultados casi mágicos como es el chorreo con arena o micro chorro de agua a presión. En éstos casos los resultados son espectaculares.

Mantenimiento

El trabajo no acaba aquí. La limpieza de la madera debe ser un trabajo a revisar cada temporada y que podemos planificar por ejemplo en invierno y en pleno verano, épocas en las que poco más podemos hacer con nuestros bonsáis.  Debemos vigilar las partes podridas e ir saneando la madera para evitar que avance la degradación siempre con continuos cepillados o si está a nuestro alcance mediante el chorreo a presión.


En el mantenimiento de la madera de nuestros bonsáis también existe controversia sobre la utilización o no de productos “blanqueantes”. Hablamos del polisulfuro de cal que ha resultado ser un excelente aliado para el bonsaista para proteger la madera de nuestros árboles con el añadido que le da un característico color blanco que la hace destacar aún más de la parte viva. Ciertamente es un acabado que transmite poco de naturalidad y que es más adecuado estéticamente para juníperos y pinos mientras que por ejemplo para árboles de hoja caduca los resultados no son nada apropiados. Un cepillado continuo debe ser suficiente para el mantenimiento de la madera, pero también se pueden aplicar colorantes como la ceniza al polisulfuro para mitigar ese llamativo color blanquecino. Debemos encontrar un equilibrio entre la protección y mantenimiento de la madera con la naturalidad de la obra.

Y otro aspecto esencial en el mantenimiento de la madera es el de asegurarnos que se está generando un labio de cicatrización en la zona de transición entre la parte viva y la muerta. Es de vital importancia vigilar éste aspecto porque puede ocurrir que donde creamos que hay vena viva realmente esté avanzando la parte muerta. En éstos casos lo mejor es realizar una nueva herida limpia y concisa para asegurarnos que se produzca la cicatrización.
Es sin duda un técnica fascinante y de la que os iré mostrando en éste blog algunos de mis trabajos. Permite transformar materiales sin atractivo alguno en piezas únicas. Por ejemplo éste sencillo olivo:

Otros ejemplos:






lunes, 14 de abril de 2014

Dame una oportunidad

Dame una oportunidad,...eso parecía estar pidiéndome éste lentisco macho cuando lo localicé en un paseo por una rambla cartagenera. No soy de los que van arrancando árboles de la naturaleza para (si sobrevive) satisfacer mi ego. Pero si se dan las circunstancias no lo dudo. Colgando de uno de los laterales de la rambla encontré a un pequeño lentisco. Había pasado una semana después de unas fuertes lluvias, justo las que ahora esperamos en ésta tremenda sequía que padecemos por el sureste. La pared se había erosionado por el paso del agua y el lentisco colgaba por dos de sus raices pivotantes. De haber quedado allí es seguro que no habría superado el verano. Volví al día siguiente con las herramientas necesarias e intenté darle una oportunidad como bonsai.
Los lentiscos no son fáciles de enraizar pero eran tales las ganas de sobrevivir de éste pequeño que salió adelante sin problemas. Fue recolectado a mitad de marzo y comenzó a brotar con fuerza en mayo.


No profundizaré en ésta entrada sobre la técnica de enraizado y recuperación. Si estaís interesados en saber más sobre este tema os invito a leer ésta entrada:
http://cartagenabonsai.blogspot.com.es/2013/11/tecnicas-de-yamadori.html

Pasaron los años y éste lentisco quedó un poco abandonado entre mi colección. A los dos años fue plantado en maceta bonsai y respondió perfectamente. 
A parte de limpiarle la corteza seca y seleccionar las ramas principales poco más se hizo sobre su diseño. 
 El problema es que cuando no estás encima de un bonsai sus ramas se alargan más y mas y no hay equilibrio entre el tamaño del tronco, arbol y la ramificación. Si no estamos muy encima de los lentiscos su ramificación se pierde y queda demasiado laxa y desordenada.
Desde el año pasado decidí trabajarlo más enserio pues escondía un tremendo potencial con esa madera seca y una bonita conicidad. Se trata de un lentisco macho (son árboles dióicos) y bajo mi experiencia, los machos son más faciles de compactar. Sus hojas tienden a ser algo más pequeñas y los entrenudos ligeramente más cortos. Pero en éste caso tocaba volver atrás. Casi comenzar de nuevo, pero con la ventaja de que se había conseguido tener una ramificación primaria de un grosor interesante y con un posicionamiento bastante adecuado para el diseño final. 
Finales de febrero, fuerte poda:
En 2013 estuve muy encima de su ramificación a base de defoliado y pinzados y algo de alambre y ahora le he realizado un retoque a su madera seca. Ahora sí que empieza a lucir muy bien este lentisco cartagenero.
Antes y después:
www.mercabonsai.com